Consejos que me gustaría que me hubiesen dicho antes de Ingeniería Informática

6 min
Consejos que me gustaría que me hubiesen dicho antes de Ingeniería Informática

Parece increíble que ya esté en mi último año de ingeniería informática. Entre a estudiar esta agridulce carrera en el año 2017 y 4 años después me despido de ella habiendo pasado casi la mitad en cada debido al dichoso virus. Muchas cosas han sido las que me he perdido de mi vida universitaria debido a la pandemia, pero he aprendido mucho más que lo necesario para graduarme como ingeniero informático.

En este artículo quiero hablar sobre 7 cosas que he aprendido a la fuerza y que hubiese preferido que me las hubiesen dicho antes de comenzar la carrera. Algunas de ellas pueden no ser significantes, pero muchas otras te pueden salvar la vida en un momento dado.

Conoce a toda la gente que puedas

La palabra networking es una de las más feas que creo que hemos importado de los angloparlantes. El hecho de hacer crecer tu red de contacto o hacer contactos es una palabra muy fría para referirnos al hecho de amistar o de hacer nuevos amigos a los que luego recurramos cuando necesitemos de ciertos favores.

Y prestad atención porque esto es clave. Si quieres aprobar ingeniería informática de la forma más rápida posible, solo tengo un consejo para ti y es que te rodees de los mejores. Claramente esto tiene que ser un tira y afloja. No puedes pretender que tus compañeros estén para ti 24/7 sin aportar nada a cambio. Te puedes especializar en algo que te guste como luego veremos y ofrecer a cambio tu ayuda en esa materia.

Sin duda, una de las cosas que te enseña una carrera complicada como una ingeniería es a colaborar con los demás. Compartir ideas o formas de hacer ciertas actividades, no solo es una buena práctica si queremos aprobar asignaturas, si no que mejoramos nuestra comunicación y trabajo en grupo, algo muy escaso si hablamos de informáticos.

Participa en clase

Consejos vendo, pero para mí no tengo. Esta es la frase que mejor describe esta sección, y es que creo que he sido de las personas que menos ha participado en clase. Participar no solo es hacer preguntas o salir a la pizarra a solucionar problemas, que también, pero principalmente me refiero al simple hecho de atender en clase.

No hace falta que tomes apuntes, no hace falta que copies todo lo que diga el profesor o profesora, simplemente entienda. Escucha lo que dice e intenta entender por qué las cosas son así. De esta forma, cuando tengas que estudiar la asignatura te será mucho más fácil, pues recordarás bastantes cosas.

No te la juegues en los finales

La mayoría de las asignaturas suelen tener una parte teórica y otra práctica. Casi siempre tienes que aprobar ambas partes o lograr que la media entre ambas te salga aprobado. Pero no suele ser la única de forma de aprobar. En algunas asignaturas, yo sobre todo me las encontré en los primeros años de carrera, es posible eliminar materia a través de parciales a mitad del cuatrimestre. Sin duda fueron los que me ayudaron a aprobar los primeros años de ingeniería, que son los más difíciles y complicados.

A la hora de las prácticas pasa exactamente lo mismo. Muchas veces hay una gran práctica final, pero en estos casos suelen poner pequeños boletines que se entregan a lo largo del cuatrimestre para mejorar la nota.

Jugársela en los finales en intentar jugar a ser Dios. Puede que te salga bien la jugada o puede que tengas que volver a ver al mismo profesor una vez más. Si tu asignatura solo tiene examen final, no te queda otra, pero si no, engancha todos los parciales que puedas.

Eres ingeniero informático, no técnico en informática

Esta fue sin dudas una de las cosas que más me costó entender y que doy gracias a que no supuso un cambio muy grande en vida estudiantil. Cuando yo entré en 2017, yo quería terminar la carrera con un propósito: ser desarrollador de aplicaciones. Conforme iba conociendo gente, me iba dando cuenta de que la mayoría quería ser lo mismo que yo o quería ser desarrollador de videojuegos. Éramos las dos Españas.

Conforme vas avanzando en los diferentes cursos, te vas dando cuenta de que te enseñan muy poco de programación. En mi caso, aprendí un poco de C, un poco de C++, algo más de Java y un poco de Python. Nada más. Y en ese momento, en el que me di cuenta de que no saldría de la carrera programando, saqué dos posibles conclusiones: o bien el contenido del grado no estaba actualizado, o bien ser ingeniero informático no era lo mismo que ser desarrollador. Aunque en un principio no quise darme cuenta e intente autoconvencerme de lo primero, el tiempo me ha terminado quitando la razón, ser ingeniero informático no es lo mismo que ser desarrollador.

Eso no significa que en los primeros años nada más terminar la carrera, comiences como desarrollador junior en alguna empresa. Hay que pasar por el aro, es lo que toca y no podemos evitarlo. El problema es que hay que salir de ahí lo antes posible e intentar posicionarnos en un puesto de ingeniero lo antes posible.

Participa en actividades extraescolares

No soy el más indicado para hablaros de este apartado, pero sé que a muchas personas les funciones. A lo largo de estos 4 años, creo que no he participado en más de 3 o 4 actividades extraescolares. Puede que sea por mi timidez o porque no encontraba alguna que me gustase (más bien lo primero).

Hay actividades extraescolares de todo tipo: cursos, talleres, certificaciones, congresos, etc. A parte de todo el conocimiento o la información que puedas ganar, puede que conozcas a personas con tus mismos gustos, algo de lo que ya hablamos en el primer apartado.

Haz las prácticas en una empresa que realmente te interese

Bien, esta es interesante. Antes o después tendrás que hacer las prácticas en una empresa externa a la universidad. En muchas ocasiones ellos te facilitan un listado con algunas de las empresas que se han propuesto como candidatas a acogerte durante ese periodo de tiempo. Mi recomendación es que no te quedes solo en ese listado, sino que busques tú alguna empresa que realmente te interese y contacta con alguno de sus recursos humanos para proponerle unas prácticas curriculares.

La mayoría de veces, sobre todo si es una empresa centrada en el sector de las TI, no te pondrán ningún problema. En mi caso, ellos mismo arreglaron todo el papeleo necesario con la universidad para que pudiese realizar las prácticas con ellos.

En cuanto al contenido de las prácticas, no te preocupes, en la mayoría de empresas estarás haciendo lo mismo: desarrollar. Ya Juan, ¿pero eso no contradice a lo que se supone que debemos hacer los ingenieros informáticos? Evidentemente, pero ninguna empresa te va a dar responsabilidad para las pocas semanas que vas a estar con ellos, así que aprende todo lo que puedas sobre como trabajan, los lenguajes de programación que usan o sus paradigmas.

¿ Y esto para qué? Bueno, se supone que has elegido una empresa que te parece interesante, y si después del periodo de prácticas no cambias de opinión, querrás volver cuando termines la universidad. El simple hecho de haber pasado un tiempo con ellos haciendo practicas, te dará mayores facilidades para ser contratado y tendrás mayor confianza con ellos para expresarles que te gustaría con el tiempo ir ascendiendo a puestos más acordes con tu curriculum.

Especialízate y amplia tus conocimientos

Como último y séptimo consejo, te voy a proponer dos cosas que parecen muy diferentes entre sí, pero que realmente no lo son. Estamos en la época de la especialización, no cabe duda, parece que la única forma de llegar a ser alguien importante es siendo el mejor en algo muy concreto. Esto está bien, es la realidad y no la podeos olvidar. No obstante, aunque no te pido que te especialices en muchos otros temas, si es que es muy interesante que amplíes tus conocimientos a otra áreas, no solo de la informática, si no más allá.

Aunque todavía veo de una forma muy difusa mi futuro, sé que irá más o menos encaminado a tareas de dirección o gestión de equipos de desarrollo. Todavía queda mucho para saber qué será de mí, pero hay ciertos temas como la psicología o la economía que me gustan bastante, e intento seguir aprendiendo sobre estos campos.

Tampoco dejo de lado el desarrollo. Sé que más bien antes que después, terminaré pasando por el aro de ser desarrollador. Además, no es algo que me apasione, pero no me disgusta programar, sobre todo si es en un lenguaje que conozco y domino. Es por eso que mi TFG lo decidí centrar en el diseño y desarrollo de una aplicación web.

Bonus Track: Disfruta los años

Bueno, quiero terminar este artículo con uno de los mejores consejos que te podría dar y que siempre deberías de cumplir. Me da igual si no participas en clase o si decides no hacer actividades extraescolares, pero por favor, disfruta de los años que pases en la universidad.

Sé que suena a topicazo, pero ya estoy en 4º y recuerdo cuando hace unos años decía: bueno, ya disfrutaré el último año cuando tengo menos carga de trabajo. Pues justo esos cuatrimestre cuando menos carga de trabajo tenía, fue cuando llego el coronavirus. Disfruta, pásatelo bien y esfuérzate. Al final siempre merece la pena.